Publicidad

Actualidad Especiales

Ciencia: Proezas de la ingeniería en el 2018

La revista Popular Science, especializada en divulgación de noticias en ciencia y tecnología para el público no especializado, ha seleccionados algunas de las innovaciones en el campo de la ingeniería más novedosas en lo que va del presente año.

La primera de ellas se denomina ‘baldosas climáticas’ (climate tiles), que son placas de concreto que se colocan como pavimento en las calles y que tienen pequeños huecos que impiden que se produzcan inundaciones en épocas de lluvia.

Con el pavimento de estas placas se puede desviar aproximadamente el 30% de aguas de lluvia, impidiendo la saturación de las alcantarillas y que pueden ser empleadas para regar áreas verdes. Pero estas ‘baldosas climáticas’ también son útiles para recoger agua de no solo de los pisos, sino también de los techos. El agua canalizada así se lleva a bancos de almacenamiento y puede ser utilizada en el invierno, cuando se combina con sal para evitar el congelamiento del suelo.

Otra innovación ingenieril es ‘la casa que se construye en un día’, edificada sobre la base de una impresora 3-D y con ICON, una start-up especializada en construcción, que ha posibilitado elaborar una casa en menos de un día.

La casa que se construye en un día, edificada sobre la base de una impresora 3-D (imagen. BBC).

La idea de ICON es que la impresora tenga la “capacidad de imprimir una casa” de unos 56 x 75 m de una sola planta en un tiempo menor a 24 horas y a menos de 4 mil dólares. Esta tecnología empezará a ser aplicada en la construcción de 100 casas en El Salvador, el próximo año.

Un tercer invento de ingeniería es el hotel Morpheus, ya construido en Macao (China), denominado “el primer exoesqueleto de gran altura y forma libre del mundo”. Este diseño de arquitectura es un edificio de 40 pisos, con dos huecos en medio y sin columnas que lo sostengan en su interior.

Banana para comer sin pelar

Una cuarta conquista ingenieril en el campo de la innovación es ‘la banana que se puede comer sin pelarla’, de buen sabor y cultivada sin pesticidas, creada por el japonés Setsuzo Tanaka, quien ideó un método que posibilita “despertar” a la fruta luego de haberla congelado.

Se siembra el banano a temperaturas bien bajas, 50°C, luego se descongela y se reimplanta en un ambiente cálido. El fruto obtenido, al estar cultivado sin pesticidas y tener una piel final, puede comerse sin pelarse.

Construido por la Boston Dynamics, el ‘robot que abre puertas’ es la quinta producción innovadora para el presente año. Se trata de un artilugio automático que se mueve sobre cuatro patas, que sube escaleras y de desplaza por colinas, nieves y rocas. Calcula sus pasos sobre la base de cámaras estéreo, giroscopios y acelerómetros. El hardware y el software que contiene en su interior permite personalizar las actividades del robot. (Gilberto Anticona, con información de BBC Mundo)

 

 

Suscríbase a nuestro boletín y reciba cada día un resumen de noticias en su correo electrónico.