Publicidad

Actualidad Vídeos

PNP destruye 30 mil plantaciones de amapola en Ayacucho

La Policía Nacional del Perú (PNP) destruyó un total de 30 300 plantas de amapola durante un operativo realizado en el centro poblado de Chacolla, distrito de Chuschi, en la provincia ayacuchana de Cangallo.

Un equipo de la División de Investigación Criminal (Divincri), al mando del coronel PNP Ántero Mejía Escajadillo, se dirigió a esa zona al tener conocimiento sobre la existencia de plantaciones de amapola.

Se puso en conocimiento de este hecho al representante del Ministerio Público.

La amapola

La amapola (Papaver Rhoeas L.) es una planta silvestre que contiene varios alcaloides, sobre todo concentrados en su pétalos.

Los alcaloides son compuestos químicos (nitrogenados) derivados de los vegetales (y algunos animales), que tienen distintas propiedades sobre nuestro organismo, sobre todo sobre el sistema nervioso.

Algunos alcaloides muy conocidos son la cocaína, la nicotina, la morfina.

Los alcaloides de la amapola son rhoeadina, rearrubina y reagenina, se encuentran en alta concentración en sus pétalos y tallo y tienen propiedades sedantes, por lo que es muy utilizada en casos de insomnio, ansiedad, depresión, nerviosismo, etc.

Existen varios tipos de amapola, cada una con distintas características. Por ejemplo, de una especie de amapola, Papaver somniferum, se saca el opio, que contiene más de 20 alcaloides diferentes, entre los principales se encuentran papaverina, codeína y morfina (10%); este tipo de amapola es tóxica si se consume en exceso, y se distingue de la amapola común porque esta (adormidera) tiene las hojas de un color más rosáceo, en vez de color rojo intenso.

Las amapolas blancas o negras reciben su nombre por el color de sus semillas. Las semillas de la amapola negra (además de dar título a una canción de Calamaro) tienen un olor y sabor muy agradable, parecido a la almendra, por lo que se utiliza para aromatizar panes, dulces o ensaladas.

Todas las semillas de la amapola, de cualquier tipo, son ricas en ácido linoléico y oléico, como el aceite de oliva, por lo que su consumo ayuda ligeramente a controlar el nivel de colesterol en sangre y el envejecimiento celular.

 

Suscríbase a nuestro boletín y reciba cada día un resumen de noticias en su correo electrónico.