Publicidad

Internacionales

Colombia: Quien es quien en las elecciones presidenciales

Por: Victor Manuel Cachay

A pocas horas de conocerse los resultados electorales, el periodista Víctor Manuel Cachay, peruano radicado en Barraquilla, hace uno análisis de los candidatos que compiten en los comicios para elegir al próximo presidente de Colombia.

Iván Duque Márquez

Dicen que detrás de un hombre hay una gran mujer; empero, detrás del candidato al Centro Democrático, está un personaje como el Senador Álvaro Uribe Vélez, quien en las últimas elecciones fue el personaje más votado de marzo pasado.

Entre las propuestas de extrema derecha que ofrece el candidato están:

Los jefes guerrilleros no podrían ir al Congreso, y por ende mucho del proceso de Paz no sería tomado en cuenta por Duque y compañía, pues ellos no conciben que el perdón sea total y que la paz sin justicia determine la impunidad de los guerrilleros y que el Congreso de la República sea el hemiciclo del “Borrón y cuenta nueva”.

Se prohibiría la dosis personal, cuando lo perjudicial no es directamente el consumidor, sino, el productor y por consiguiente toda la cadena de comercio que representa este lucrativo negocio no vería mermado su negocio.

Se limitaría la llegada de venezolanos al país, o mejor dicho se les cerraría de manera esporádica el éxodo de los hermanos llaneros. Este tema si es bastante debatible, pues la crisis social y humanitaria que vive la ex Arabia Saudita es insostenible y provocará en cuestión de días, semanas o meses que la nación bolivariana termine por estallar literalmente.

Es sabido que la campaña realizada por Iván Duque está basada en la confrontación con la Izquierda Socialista, con el Comunismo Castro –

chavista y por consiguiente con bases políticas retrógradas y que en la actualidad no son aplicables y menos en un país como el nuestro.

Gustavo Petro Urrego

El llamado candidato de Izquierda por la “Colombia Humana”, se ubica en un segundo y expectante puesto; sin embargo, es el único que por ahora baila solo y cuyo distanciamiento con los otros cuatro personajes resultaría decisivo de quedar a vencer al candidato de Álvaro Uribe.

Entre los programas y propuestas dadas en sus intervenciones en los diversos medios se encuentran:

Habrá jornada de ocho horas y se pagarán horas extras, y por consiguiente esté será un tema muy difícil de cumplir en un país donde la informalidad y el abuso de parte del empleador es el común denominador de las afamadas bolsas de empleo.

Colombia dejaría de depender del petróleo y por ende de ser una economía que subsista en base a depredar el miedo ambiente. Si la Venezuela de Hugo Chávez fue próspera en base al también llamado “Oro negro”, hoy la realidad es distinta y es que el precio del barril de petróleo es hoy insignificante y por consiguiente ninguna economía se sostiene en base a promesas.

Colombia alimentaría a los migrantes venezolanos con ayuda de otros países, y esto podría ser en respuesta a lo dicho por el candidato Iván Duque, quien se refirió a cerrar la frontera para no exponer al país a una crisis mayor. La asistencia que pretende dar el ex alcalde de Bogotá a los hermanos venezolanos sería con la ayuda de países afines a su idolología de Izquierda, o en todo caso a naciones cercanas o colindantes al problema; sin embargo, habrá algún país que quiera apoyar esta medida por demás populista.

Entre los puntos a favor que tiene Gustavo Petro es la afinidad con la población obrera, la plebe y tiene en las ciudades de Barranquilla y la Costa Caribe y en Bogotá pueden ser gravitantes a la hora de imponer su discurso y transformarlo en votos cuantificables.

 

Sergio Fajardo Valderrama

Hay un dicho que presumen los nacidos en Antioquia que puede ser útil para referirnos al candidato del Partido Verde.

“Si lo dice un paisa es porque lo hará”, y esa es la forma como el ex alcalde de Medellín se presenta ante los medios informativos y ante sus simpatizantes con la intención de convencerlos en depositar su confianza en – tal vez – el candidato con mayor jerarquía de los otros cuatro.

De acuerdo a sus programas podemos deducir que la formula vicepresidencial con Claudia López pretende obtener la atención de electores inconformes con la política tradicional, con los que cada cuatro años se abstienen o con los que ven en este personaje alguien capaz para llevar las riendas de nuestra complicada nación.

Ni puestos ni contratos en el Gobierno para congresistas, y esto es plausible desde todo punto de vista; sin embargo, cómo podrá ponerle fin a más de 200 años de clientelismo que hoy se transformó, además, en corrupción.

El 50 por ciento del gabinete estará en cabeza de mujeres, y suena interesante también reconocer que el género femenino ha tomado mayor fuerza en ocupar los estamentos del Estado; empero, el darle mayor protagonismo a la mujer no se basa en números sino en realidades.

Como el papel aguanta todo otra de las propuestas es la de generar más de un millón y medio de empleos, pero lo que no sabemos es cómo, cuándo y dónde y con qué tipo de política de trabajo se logrará tamaño número, pues es sabido que del dicho al hecho hay mucho trecho; sin embargo, las intenciones son buenas mas no sensatas en un país donde la informalidad gobierna.

Dicen que es uno de los mejores aspirantes a la casa de Nariño, pero parece que ello no le bastará para disputar la segunda vuelta.

Germán Vargas Lleras

Evocamos el episodio de una telenovela donde Germán es el Man, el elegido, el apóstol de la divinidad, el único que logrará salvar a Colombia del descalabro comunista, uribista y todos los que egoístas.

El “Cállate que estoy hablando yo”, o el afamado Coscorrón se presenta como el Libertador de la clase oprimida y con el gesto adusto aseguró que su política de inclusión no es determinada por la Olímpica forma de hacer campaña.

Aumentarán las penas al que porte más de la dosis mínima, ahora sí que se agarren los que se atrevan a imitar a Bob Marley, pues como buen abogado ordenará meter preso a los que quieran “volar”, un ratito.

El 7 de agosto se acaba la negociación con el ELN, y ello no es una amenaza sino una realidad, pues todos sabemos que para los subversivos de las FARC si hay facultades de perdonarlos; empero, para los de otro bando, que también secuestra, extorsiona y mata la respuesta es negativa. Entonces si partimos desde ese punto podemos deducir que no hay malos buenos o peores mejores sino simplemente toca mirar al costado.

No reconocerá el gobierno de Maduro, parece que con este detalle Vargas Lleras parece haber descubierto la panacea, pues todos sabemos que la dictadura de Maduro es, fue y seguirá siendo el mayor problema y caballito de batalla de estas elecciones.

El candidato con la mayor maquinaria política que hoy postula a la presidencia de la república puede quedar fuera de las finales en base a que no logra llegar a los votantes ya sea por falta de carisma, por los madrazos que mete o simplemente porque Germán ya no es el man.

Humberto de la Calle Lombana

El “Pitufo” de los candidatos es tal vez el más preparado y adecuado para gobernar un país que por décadas se fue convirtiendo en una seuda-nación. Tener como candidato a uno de los partícipes del Proceso de Paz, sería suficiente como carta de presentación; sin embargo, parece que los colombianos a nada le vemos lo positivo.

De acuerdo a sus intervenciones deduzco algunos de sus programas.

Habría un Ministerio de la Mujer, y esto es una buena idea si partimos del hecho que a nosotras las féminas el maltrato es una constante y que, en muchos casos, sino en la mayoría, somos parte de un sistema injusto.

Para el candidato del Partido Liberal el tema socia ambiental es prioridad y es comprensible que el interés que despierte el desarrollo sostenible no tenga el rebote que tienen temas como el aborto, la paz con justicia o la corrupción; empero, sería importante darle el relevo que merece está propuesta.

Habrá reingeniería al sistema pensional y por ende muchas personas que bordean o superan los 65 años tienen una esperanza de conseguir una pensión digna por tantos años de aportes y que en otras circunstancias no sería factible.

Habrá becas universitarias para los jóvenes, y con ello habría que saber qué hacer con el Icetex y los problemas que conciernen a los altos intereses, lo difícil que es luego de graduarse encontrar un empleo y saberse endeudado.

Dentro de la gama de propuestas que da el candidato liberal está la restructuración de la reforma tributaria buscando un sistema más simple, justo y de continuo progreso con la finalidad de dar un vuelco total al país.

[wysija_form id=”1″]

Suscríbase a nuestro boletín y reciba cada día un resumen de noticias en su correo electrónico.