Tribunal de Justicia de la UE resuelve que Uber es un servicio de transporte

“… un servicio de intermediación, como el del litigio principal, que tiene por objeto conectar, mediante una aplicación para teléfonos inteligentes, a cambio de una remuneración, a conductores no profesionales que utilizan su propio vehículo con personas que desean efectuar un desplazamiento urbano, está indisociablemente vinculado a un servicio de transporte y, por lo tanto, ha de calificarse de «servicio en el ámbito de los transportes», a efectos del artículo 58 TFUE, apartado 1. En consecuencia, un servicio de esta índole está excluido del ámbito de aplicación del artículo 56 TFUE, de la Directiva 2006/123 y de la Directiva 2000/31”. Este es el fallo del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (Gran Sala) dictado hoy a que crea jurisprudencia en contra de la empresa y a favor de taxistas europeos,

La resolución pone al mismo nivel a Uber con el servicio que prestan los taxistas, y como tal, deberá pagar y ceñirse a las mismas reglas y requisitos que este sector, algo de lo que hasta ahora estaba exento, operando al margen de los servicios de transportes tradicionales.

Probablemente, el mayor de los problemas a corto plazo para la compañía estadounidense tenga nombre propio: licencias. Los taxistas de la mayor parte de los países donde Uber operaba en Europa pedían equidad ante lo que veían como un desagravio comparativo.

Según precisa el diario “El Mundo”, la sentencia también “es un duro golpe a los planes de expansión de la compañía con posibles nuevos servicios en Europa. A partir de ahora, cada lanzamiento será etiquetado bajo el mismo paraguas que el resto de los servicios de transportes tradicionales, a través de la regulación Europea y, posteriormente, de las normas que rigen en cada país, ya que la UE no tiene competencias en asuntos de transporte (son de ámbito nacional), y corresponde a las autoridades de los países fijar los requisitos”.

Por su parte Uber en un comunicado emitió el siguiente comunicado: “Esta decisión no cambia nada en la operativa de Uber en la mayoría de los países de la UE. Sin embargo, todavía hay millones de europeos que no pueden usar ‘apps’ como la nuestra. Como dijo recientemente nuestro nuevo consejero delegado, conviene regular servicios como Uber y por ello continuaremos el diálogo con países y ciudades en toda Europa.

Suscríbase en nuestro boletín y reciba cada día un resumen de noticias en tu correo electrónico.

 

 

 

 

 

Deja un comentario