Publicidad

Actualidad Politica

César San Martín se inhibió; no verá casación de Keiko por lavado de activos

Tras la difusión de audios que en los que se escucha al juez César San Martín Castro pedir al entonces presidente de la Corte Superior de Ayacucho, Walter Ríos, que presione a la jueza del Cuarto Juzgado de Familia del Callao para que dé agilidad a un trámite referido a la interdicción de su hermana mayor, el magistrado presentó hoy su inhibición para conocer el Recurso de Casación 00528-2018, interpuesto por Keiko Fujimori Higuchi y Mark Vito Villanella, procesados por presunto delito de lavado de activos.

A través de una carta dirigida a los integrantes del órgano jurisdiccional en relación al escrito de fecha 07 de los corrientes, presentado por la defensa del Partido Político Fuerza Popular.San Martín Castro señala que adopta la decisión para garantizar un proceso justo y equitativo frente a la sospecha de una supuesta falta de imparcialidad, que como es sabido es un elemento que integra el contenido esencial de un debido proceso.

Sostiene que “Es verdad que las apariencias son fundamentales, tanto resulten razonables para justificar objetivamente el temor de parcialidad”, indica el magistrado supremo.

Ante esa situación, San Martín Castro precisó que durante su presentación ante la comisión del Congreso que investiga el denominado caso Madre Mía, no hizo mención a persona alguna en particular.

Sobre audios

En otra carta, esta vez dirigida al presidente del Poder Judicial Víctor Pardo Saldarriaga, el juez señala que se somete a la decisión que adopte la Sala Plena de la Corte Suprema respecto al audio en que sostiene una  conversación con el extitular de la Corte Superior del Callao, Walter Ríos Montalvo.

“Hasta ahora no se remite la comunicación a [la] Sunarp y [el] Reniec para la inscripción […]. El escrito está presentado hace dos semanas, desde que se levantó, superó las vacaciones y te pido eso, pues, dile a la jueza”, señala César San Martín, quien en otro momento le dice a Ríos: “Por favor pues, hermano, presiona eso para que… Son cojudeces, que salga bien”.

En la carta, San Martín Castro señala: “Considero indispensable que, por estos hechos, y a los efectos éticos o disciplinarios que será del caso dilucidar, se sirva disponer que la Sala Plena de este Supremo Tribunal decida lo que corresponda en derecho”.

Suscríbase a nuestro boletín y reciba cada día un resumen de noticias en su correo electrónico.