Actualidad

Casinos y Tragamonedas: Hasta el saludo físico está prohibido, según el protocolo

(Foto:cirsa.com.pe).

Las actividades en las salas de juego de azar y apuestas a reanudarse una vez que cada establecimiento cumpla con las disposiciones sanitarias vigentes, guardaran extremos rigores para evitar la propagación de la covid 19, que van desde la prohibición del saludo físico hasta el impedimento del ingreso de alimentos y/o bebidas a la sala de juego por parte de los clientes o entrega de los mismos por parte de los trabajadores del negocio.

Estas disposiciones forman parte del “Protocolo Sanitario Sectorial ante el COVID-19 para salas de juego”, publicado hoy martes por el Ministerio de Comercio Exterior y Turismo y que son de obligatorio cumplimiento para el funcionamiento de los casinos y tragamonedas junto al Documento Técnico: “Lineamientos para la Vigilancia, Prevención y Control de la Salud de los trabajadores con riesgo de exposición a SARS-COV – 2”.

“Se prohíbe el saludo por contacto físico entre el personal, clientes y terceros”, señala el protocolo que además manda “evitar el uso del celular durante la jornada laboral operativa”.

El gobierno autorizó el ùltimo domingo la reanudación de las actividades, aunque de manera limitada, de los negocios que permanecían cerrados desde el inicio de la pandemia de la covid 19 como los cines, los casinos, los gimnasios y los teatros.

Estas son algunas de las medidas contempladas en el Protocolo:

 Está prohibido e ingreso de alimentos y/o bebidas por parte de los clientes a la sala de juego.

El personal de sala de juego debe tener, en todo momento, dispensadores portátiles con solución desinfectante para manos a disposición de los clientes.

Los proveedores deberán llegar en los horarios programados para evitar aglomeraciones dotados de EPP (mascarilla y protector facial como mínimo).

Optar por medios de pago virtuales (transferencias bancarias, aplicables entre otros) para reducir el riesgo de contagio por interacción directa entre el personal y el cliente, pero, si la sala de juego opta por pagos que involucren la interacción directa (pagos en efectivo y uso de POS) debe demostrar las medidas preventivas sanitarias implementadas.

Al reinicio de la actividad el aforo permitido es del 40 por ciento de la capacidad máxima de la sala de juego priorizando el distanciamiento físico de por lo menos 1,5 metros.

Se suspende hasta nuevo aviso el uso de las cajas itinerantes, por lo cual, todo pago será centralizado en la caja.

No entregar bebidas y/o alimentos en la sala de juego.

Contar con publicidad y baners al ingreso de la sala de juego, en las mesas de juego, máquinas tragamonedas y ambientes de caja informando sobre el mecanismo de transmisión del Covid 19 y la forma de evitar infectarse.

Vea el texto del “Protocolo Sanitario Sectorial ante la COVID-19 para salas de juego”: