Actualidad Politica Vídeos

Luciana León ¿Utilizó a su escolta policial como mandadero?

Luciana León Romero, expulsada del Partido Aprista Peruano el pasado 10 de febrero, habría aprovechado su cargo como congresista para gestionar favores o hacer coordinaciones con personal parlamentario a fin de que  realice actividades ajenas a sus funciones. Incluso habría utilizado a miembros de la Policía Nacional del Perú, asignados a su resguardo, como mandaderos, es decir, personas encargadas de hacer recados.

Conversaciones de WhatsApp difundidas en el programa “Cuarto Poder” revelan cómo la tres veces representante aprista en el Congreso dispuso indebidamente de su escolta policial como parlamentaria y lo envió a hacer compras domésticas, además de utilizarlo  como taxistas para recoger a sus familiares.

“Por favor compra unas varias latas de Red Bull, esas de dieta que compramos para Augusto (su esposo). Un six pack de Pilsen”, se lee en uno de los mensajes.

“No he recibido ningún reporte de los oficiales de seguridad  o la escolta que hayan dado cuenta de ello, Yo desconozco […]…. Tenga usted la seguridad que si lo hubiera sabido, inmediatamente tomaba medidas”, declaró un sorprendido Comandante General de Policía Nacional del Perú, general José Luis Lavalle.

Conversaciones de WhatsApp difundidas en el programa “Cuarto Poder” (Captura Cuarto Poder).
Conversaciones de WhatsApp difundidas en el programa “Cuarto Poder” (Captura Cuarto Poder).

Otro caso

Paulo Soriano, quien estaba contratado como técnico en el despacho parlamentario de Luciana León, era enviado también a hacer mandados y gestiones con los familiares de la legisladora.

“Te informo también que he estado apoyando a tu mami con unas gestiones para su hermano Sergio. Tenía una multa algo elevada con la Municipalidad de San Isidro. […] También, estamos viendo con tu mami la renovación su brevete y con Cecilia (tu hermana) un documento para evitar que se aumente el costo de mantenimiento y/o servicios por el duplex de 28 de julio”, le escribe Soriano a la congresista.

Luciana León: Diez mensajes de WhatsApp encontró la policía en CPU de congresista

“Excelente Paulo, gracias y por favor siempre infórmame de todas las gestiones que estés haciendo para mis familiares, compañeros o quien sea. Por favor siempre mantenme al tanto y muchísimas gracias por todo el apoyo”, responde León.

Otras conversaciones

En una de las conversaciones, que se encuentran en manos del Ministerio Público, su hermano Rómulo León Romero le solicita conseguirle una entrevista con el exministro de Energía y Minas, Francisco Ísmodes.

El hermano tenía interés en ser proveedor para el proyecto minero Quellaveco.

Después, le pide contactarse con el exministro de Vivienda, Carlos Bruce, a fin de saber cómo le fue a una persona de nombre “Caro” en una entrevista de trabajo.

Posteriormente, el hermano le solicita un contacto en el Ministerio de Salud.

Mijail Garrido Lecca

Otra de las conversaciones reveladas incluye al excandidato al Congreso del Apra, Mijael Garrido Lecca, quien le informa que su abogado le ha sugerido bancarizar lo que serían los aportes para su campaña.

Luciana León discrepa con esa decisión y le sugiere no poner el detalle de sus aportantes y colocar pequeñas cantidades a nombre de sus amigos del colegio o primos.

Intercede por aspirante

El programa periodístico igualmente mostró un pedido al director general de la Policía, José Luis Lavalle, para que sea admitida una postulante a la Escuela de la Policía Nacional que tenía talla baja.

La joven pasó la prueba de talla y peso, pero no aprobó los demás exámenes.  Lavalle explicó que León le pidió que interceda por la chica ya que se había dado la posibilidad de exonerar dos centímetros. “Acá no hubo ningún favoritismo, ningún tráfico de influencias en absoluto”, aseveró.