Actualidad Iglesia Vídeos

Nuevo arzobispo de Lima aspira una “Iglesia pobre, misionera y pascual”

Monseñor Carlos Castillo M. (Foto: Arzobispado de Lima).

El Arzobispo de Lima y Primado del Perú, monseñor Carlos Castillo Mattasoglio aspira a que la Arquidiócesis que desde hoy lidera haga realidad el sueño del papa Francisco “que es el sueño del Concilio Vaticano II y que se tradujo en la gran reunión de Medellín hace 50 años en donde se nos diseñó una Iglesia sencilla, una iglesia pobre, misionera y pascual”.

“Nuestra Arquidiócesis esta llamada, permítanme decirlo, a realizar el sueño de Francisco, ese sueño de Francisco que es el sueño del Concilio Vaticano II y que se tradujo en la gran reunión de Medellín hace 50 años en donde se nos diseñó una Iglesia  sencilla, una iglesia pobre, misionera y pascual como lo he plasmado en mi escudo. Pobre como el Rímac, misionera como el que levanta al joven y pascual como el que pasa el puente (Trujillo) y camina de aquí para allá y de allá para acá”, expresó monseñor Castillo Mattasoglio, en su primera alocución como máximo representante de la jerarquía católica en la jurisdicción de Lima.

En la ceremonia de Ordenación Episcopal y Toma de Posesión del cargo como Arzobispo de Lima, monseñor Castillo Mattasoglio sostuvo que “esa iglesia, la iglesia de los pobres, es lo que quiere el papa,

En otro momento de su alocución, el nuevo arzobispo de Lima afirmó que “No es cuestión de hacer funcionar a la iglesia y nada más. “Que no seamos, agregó,  como la orquesta de la película el Titanic, en donde,  mientras el Titanic se estaba hundiendo la orquesta sigue tocando lo mismo (la canción My Heart Will Go On) y se hunde con el Titanic. Tiene que ser una iglesia que sepa que hay que conseguir balsas para sobrevivir y salir adelante”

Pidió además abrir una discusión entre los distintos sectores de la sociedad  sobre la base de tres preguntas: ¿Que sientes en lo más profundo de tu ser que se debe mejorar en nuestra iglesia de Lima?, ¿Que periferias principales debemos de atender y porque? Y ¿Que formas debe tomar nuestra iglesia misionera en Lima para ser signo de esperanza?

Monseñor Castillo Mattasoglio cerró su mensaje desde el atrio de la Catedral de Lima con la lectura de una parte del último poema “Los Voluntarios de la República” escrito por César Vallejo en 1937 antes de fallecer en el que describe el lugar del horror de los conflictos armados durante la guerra civil en 1936 en España.

¡Entrelazándose hablarán los mudos, los tullidos andarán!

¡Verán, ya de regreso, los ciegos

y palpitando escucharán los sordos!

¡Sabrán los ignorantes, ignorarán los sabios!

¡Serán dados los besos que no pudisteis dar!

¡Sólo la muerte morirá! ¡La hormiga

traerá pedacitos de pan al elefante encadenado

a su brutal delicadeza; volverán

los niños abortados a nacer perfectos, espaciales

y trabajarán todos los hombres,

engendrarán todos los hombres,

comprenderán todos los hombres!

“Esto que es un eco de los profetas y del evangelio nos dijo nuestro César Vallejo y nosotros nos quedamos muy alegres porque hasta en los más recónditos lugares encontramos el sonar de los evangelios que ya se acerca para redimir a la humanidad y a nuestra Lima”, concluyó el arzobispo de la capital de la República.

Primer mensaje de monseñor Castillo como Arzobispo de Lima

El Arzobispo de Lima y Primado del Perú, monseñor Carlos Castillo Mattasoglio aspira a que la Arquidiócesis que desde hoy lidera haga realidad el sueño del papa Francisco “que es el sueño del Concilio Vaticano II https://wp.me/p4I3BI-970

Posted by Agenda País on Saturday, March 2, 2019

Suscríbase a nuestro boletín y reciba cada día un resumen de noticias en su correo electrónico.