Actualidad Politica Vídeos

Ley Agraria: Por segunda vez proyecto quedó sin resolver

Por segunda vez proyecto sobre la Ley Agraria quedó sin resolver (Foto: Midagri).

En el Pleno del lunes tampoco se logró la votación requerida para aprobar el dictamen sobre el nuevo régimen agrario presentado por la Comisión de Economía, Banca, Finanzas e Inteligencia Financiera del Congreso. Tras el debate y discusión de la norma, 16 congresistas votaron favor, 45 en contra y 58 por la abstención.

Varios congresistas que inicialmente habían votado a favor de la ley, denominada “Ley del régimen laboral agrario y del incentivo para el sector agrario y riego, agroexportador y agroindustrial”, decidieron cambiar su voto por abstención, lo que significó, de acuerdo a versiones “un acto de irresponsabilidad y de cálculo político”.

“Se queda este dictamen sin resolver por segunda vez”, expresó la presidente del Congreso, Mirtha Vásquez, al confirmar el resultado de la votación y dar la palabra al presidente de la Comisión de Economía, Anthony Novoa, quien pidió un nuevo cuarto intermedio para recoger los aportes presentados en el debate.

A pesar de la oposición de varios congresistas que consideraron innecesario otro cuarto intermedio y reclamaban que se ponga en votación el texto en minoría presentado por el congresista Yván Quispe Apaza (FA), la presidenta Vásquez aceptó la solicitud bajo la condición de presentar el borrador a primeras horas de hoy, antes del inicio de la última sesión plenaria programada para este martes a las 10 de la mañana.

La presentación

El titular de la Comisión de Economía había presentado un texto sustitutorio, pasadas las 23:00 horas, luego de un prolongado cuarto intermedio solicitado con el fin de lograr el consenso necesario.

“Hemos tratado de ser lo más razonable y tratado de incorporar todos los aportes en forma técnica, pero no todos han sido viables”, argumentó.

Seguidamente, se refirió a una Bonificación Especial por Trabajo Agrario (BETA), de 200 soles, adicionalmente a la Remuneración Básica, con carácter no remunerativo, no constituyendo remuneración para efecto legal.

El BETA puede pagarse mensualmente o en proporciones diarias en función al número de días laborados.

“No queremos ser cómplices de despidos masivos por el cierre de algunas unidades de negocio, porque aumentos desproporcionados y sin sustento técnico van afectar a mucha empresas y los trabajadores quedarían sin trabajo. Seamos responsables y miremos el presente y el futuro de la población”, expresó.

También se refirió a una modificación en las disposiciones complementarias finales, referidas a que las personas naturales o jurídicas cuyos ingresos netos superen las 1700 UIT en el ejercicio gravable, que desarrollen cultivos, crianza o actividad agroindustrial en áreas alto andinas superiores a los 2 250 msnm estarán sujetas al pago del 10 % del Impuesto a la Renta por los próximos diez años.

En estos dos puntos se acordó una votación por separado.

El debate

La titular del Parlamento, Mirtha Vásquez Chuquilín, puso a debate, en horas de la mañana, la propuesta presentada por la Comisión de Economía, el mismo que se realizó por cerca de siete horas discontinuas, en el que se coincidió en la necesidad de encontrar un justo medio, es decir, que se reconozcan los derechos y condiciones de trabajo adecuadas para los trabajadores e incentivos tributarios para los agroexportadores.

El congresista Otto Guibovich Arteaga (AP) planteó la necesidad de llegar a un punto medio. Pidió apoyar al empresario, por un lado, pero dijo también que no se podía pretender beneficios ilimitados para ese sector.

Al mismo tiempo, señaló la necesidad de estimular y dinamizar al empresariado y que para ello se requiere condiciones especiales, pero en forma temporal.

“A eso le llamo punto medio. Encontremos el equilibrio, tiene que haber tributación pero hay gente que se ha endeudado. ¿A esos les queremos jalar la alfombra?”, preguntó al tiempo de indicar que no se puede ser enemigos de los empresarios y tampoco de los trabajadores.

El congresista Rubén Ramos Zapana (NC) coincidió en lograr un punto intermedio con la aplicación de un sueldo de 54.68 soles diarios.

La congresista Martha Chávez Cossío (NA) sostuvo que en la propuesta se insiste en no prever en la posibilidad de jornadas acumulativas o atípicas que significa que cada trabajador a beneficio de ambas partes, pueda trabajar y en tres o cuatro días pueda desarrollar su jornada de 48 horas semanales.

Napoleón Puño Lecarnaqué (APP) demandó tomar en cuenta a las cooperativas y las áreas administrativas y técnicas de las empresas

Betto Barrionuevo Romero (DD), vicepresidente de la Comisión de Presupuesto, señaló que el dictamen no recoge demandas del trabajador y sostuvo que grandes empresas han dejado de pagar al fisco 451 millones de soles por año, recursos con los cuales se podría haber construido muchos colegios y hospitales.

Zenaida Solís Gutiérrez (PM) invocó a dejar “posiciones maximalistas” y llegar a un término medio.

El congresista Carlos Mesía Ramírez (FP) sostuvo que es necesario garantizar el libre mercado o la libre competencia, pero que se requiere un Estado fuerte.

Planteó que sea el Ministerio de Trabajo, junto con el Poder Ejecutivo, los empresarios y los representantes de los trabajadores, quienes fijen una remuneración que sea justa para todos.

“Es muy difícil, que en un tiempo tan corto podamos ponernos de acuerdo diez bancadas sobre cuál es el punto medio”, anotó.

El congresista Manuel Merino De Lama (AP) respaldó el dictamen de la Comisión de Economía “para no matar la gallina de los huevos de oro, sino fortalecerla”.

El congresista Lenin Bazán Villanueva (FA) también se refirió a un justo medio planteando una remuneración y media mínima vitales como una remuneración básica agraria, equivalente a 1 395 soles a razón de 46 soles con 50 céntimos diarios.

Asimismo, contratos por temporada y no intermitentes y contratar de manera obligatoria y no preferente. En relación a los beneficios a las empresas, que estos sean en forma gradual y con beneficio a los trabajadores.

Archivo

Antes, el Pleno del Congreso decidió por 58 votos en contra, 53 a favor y 9 abstenciones, archivar el texto sustitutorio de la propuesta de ley que planteaba la ley de régimen laboral agrario y del incentivo para el sector agrario y riego agroexportador y agroindustrial, presentado por el presidente de la Comisión de Trabajo y Seguridad Social, Daniel Oseda Yucra (Frepap). Dicho dictamen había quedado sin resolver en la sesión del Pleno del pasado 20 de diciembre.